Browsing Category

NutriConsejos

NutriConsejos

Si sabes como te pones… ¿Para qué te pesas?

3 enero, 2020

Hoy quiero reflexionar sobre el tema de pesarse.

Subirse a la báscula es un gesto sencillo que podemos hacer sin apenas pensar, sin embargo a algunas personas ver el resultado puede cambiar su estado de ánimo, su humor y afectar a su autoestima e incluso a sus relaciones.

Se despiertan por la mañana con ganas, recordando todo lo que quieren hacer a lo largo de ese día: saltan de la cama, hacen un primer pipí y mientras disfrutan del momento se les ocurre la gran idea: “aprovecho que estoy en ayunas, me acabo de levantar y que ya he hecho pis para pesarme”.

Así de fácil. Se suben a la báscula y patapámmmmmmmmmmm ¿Pero como puede ser? Pero si estoy comiendo superbién, no me acuerdo ni de la última pizza que comí y los donuts… ¡bueno es que ni los huelo! ¿Qué demonios le pasa a mi cuerpo?

La cara se torna extraña, ceño fruncido y la mala ostia sube de los pies a la cabeza como la espuma. Y ya está, ya tienen la actitud y el humor de mierda necesarios para tener un día de perros.

báscula

El peso de tu báscula no te define

Y ahora te pregunto ¿Enserio vale la pena pesarse? ¿Cuándo te pesas, te cambia el humor? ¿Cuándo te pesas qué te dices a ti mismo/a? ¿Te castigas, te entristeces, te etiquetas, te culpabilizas, te victimizas? ¿Qué pasa en el momento que te pesas?

En el fondo ya sabemos más o menos en que peso rondamos, y en función de cómo están siendo nuestros hábitos, ya podemos hacernos una ligera idea de por dónde van los tiros. ¿Lo importante es el número? ¿Es importante el peso? ¡NO! Lo importante es el hábito, en consecuencia vendrá todo lo demás.

Si tienes ansiedad y estás comiendo más de lo habitual es muy probable que subas de peso.

Si estás en un momento de “caos” y desorganización en tu alimentación y no estás siguiendo unos buenos hábitos, tu peso también puede subir. Pero el tuyo, el mío, el del vecino y el de cualquiera. ¿Pesándote crees que te haces un favor?

Muchas personas me dicen en consulta: “Ya sé que el peso no es importante, pero para retomar los hábitos buenos, el pesarme y ver que he subido es la “colleja” que necesito para espabilar y volver a vigilar lo que como”.

Esta reflexión me parece tóxica. Personalmente odio las palabras VIGILAR, CONTROLAR Y SIMILARES.

La relación melocomotodo- peso- restricción o dieta estricta- ansiedad- melocomotodo – peso- restricción… En nuestra sociedad es un estilo de alimentación muy común. Personalmente creo que es una relación con la comida muy tensa, genera un conflicto constante con el peso y las dietas que puede durar toda la vida, lo que se aleja mucho de lo que es un estilo de alimentación saludable. A pesar de que la persona tenga grandes conocimientos sobre alimentación saludable y se ponga “a dieta” de vez en cuando.

Si te sientes identificado/a con estas palabras, te invito a dejar los blancos y negros a un lado, el “me pongo a dieta” a “me como todo lo que pillo”. Crea una gama de grises en tu relación con la alimentación, cambia la rigidez por la flexibilidad.

¿Qué es una alimentación saludable? Si algo he aprendido en consulta es que no es la típica definición que nos enseñan en la universidad o que podemos encontrar en internet. Engloba muchísimas cosas pero siempre parte de UNA RELACIÓN SANA CON LA COMIDA. Y para lograrla es importante tener una relación sana con nosotros mismos, nuestro cuerpo, con nuestro entorno, cuidar nuestra autoestima, gestionar el estrés…

Otro factor importante es la CONEXIÓN CON NUESTRO CUERPO. Desde la inteligencia emocional (identificar, aceptar y trabajar las propias emociones) hasta aprender a comer de forma consciente (conectar con los sentidos, volver a disfrutar al comer, sentir la sensación de plenitud /saciedad/ hambre real vs hambre emocional…).

dieta saludable

Más allá de la definición de alimentación saludable

Después de esto vienen los CONCEPTOS Y APRENDIZAJES SOBRE ALIMENTACIÓN SALUDABLE, como comer vegetales y frutas a diario, legumbres como mínimo 3 días a la semana, moderar el consumo de ultraprocesados, etc.

LOS NÚMEROS NO TE DEFINEN (no te definen como persona, no dicen nada de ti), es un número circunstancial (y no debería alterar tu relación contigo mismo/a). Es preferible que te fijes más en la ropa, cinturones, cremalleras… ¿Sientes que aprietan más o estás incrementando de talla? No pasa nada.

Desde tu autoestima y el autocuidado valora los 3 conceptos que he puesto en negrita y mayúscula sobre qué define la alimentación saludable.

En los dos primeros conceptos puede ayudarte mucho mucho pero que mucho, un/a psicólogo/a que se dedique a la psiconutrición.

En el tercer aspecto es dónde entramos los dietistas-nutricionistas, y como tal, mi consejo en esta situación es que:

1) Anotes todos los días lo que comes durante 15 días.

2) Analices como ha sido tu alimentación y te propongas pequeños objetivos:

¿Cuántas frutas estás comiendo al día? ¿Estás comiendo vegetales en comidas y cenas? ¿Con qué frecuencia tomas legumbres? ¿Y carne roja…?

En el caso que, por ejemplo, veas que en toda la semana solo has comido fruta 2 días,  proponte como objetivo comer 4 días a la semana.

En este artículo tienes más información sobre conceptos de alimentación saludable.

Haz una valoración de cómo estás comiendo. Si crees que comes de forma saludable pero tu VOLUMEN (QUE NO TU PESO) no se acaba de regular puedes pedir ayuda a un dietista-nutricionista para que te asesore.

NutriConsejos

¿Qué estrategias debo seguir para comer sano?

24 septiembre, 2019

El dibujo del plato de Harvard es una de las primeras herramientas que damos para ayudar a las personas a tener buenos hábitos y en él basé el diseño del logo de este blog.

Personalmente, cuando explico en qué consiste esta herramienta, alguna persona me comenta que ya la conocía, a otras les sonaba de algo y otras no lo habían oído en su vida. Sin embargo, muy pocas personas vienen siguiendo esta estructura en sus platos.

Al cabo de la semana de recomendarles seguir esta estructura en sus platos las personas ya se encuentran mejor y ya han perdido algo de peso.

Así que no creo que vaya mal dedicar un post en pleno mes de Septiembre, en el que muchas personas se lanzan a los brazos de las dietas milagro en busca de perder el peso que han cogido durante el verano, sobre una herramienta de alimentación saludable que ha ayudado a regular el peso a muchas personas sin milagros, prisas, restricciones ni pasando hambre.

La Escuela Pública de Harvard y los editores en Publicaciones de Salud de Harvard son los autores de esta herramienta y la describen como “una guía para crear comidas saludables y equilibradas”.

Plato de Harvard: ¿Qué alimentos incluir en la comida y en la cena?

La mitad del volumen del plato debe componerse por vegetales, una cuarta parte del plato por hidratos de carbono complejos y la cuarta parte restante por proteínas.

¿Qué alimentos pertenecen a cada grupo?

Estructura de un plato saludable

Grupos de alimentos presentes en el plato de Harvard

¿Qué cantidad hay que poner de cada grupo?

Seguir leyendo

NutriConsejos

¿Existen los procesados saludables?

12 septiembre, 2018

Nuestro entorno está repleto de productos ultraprocesados y sin embargo el movimiento “Realfooding” está a la orden del día.

La verdad es que en consulta se nota toda esta corriente de información, las personas cada vez son más conscientes de lo que comen y son más críticas y “resistentes” a los mensajes de la industria.

Está claro que no es lo mismo una persona que no considera que su alimentación sea algo que cuidar que una persona que es consciente de la importancia de su alimentación. La segunda seguramente leerá más sobre el tema, se interesará más y, en definitiva, estará más informada.

¿Qué es el realfooding?

“El Realfooding es un estilo de vida basado en comer comida real y evitar los ultraprocesados. Es un movimiento que defiende el derecho a una alimentación saludable para la población. Es una revolución que lucha con conocimiento y conciencia contra el lado oscuro de la industria alimentaria.” (Fuente: https://realfooding.com/).

Lamentablemente la industria alimentaria (la que predomina visiblemente en los anuncios publicitarios) no vende frutas, verduras, legumbres o frutos secos. Ahí no está el negocio. El negocio está en hacer productos con ingredientes baratos como los azúcares, las féculas, jarabes, aceites refinados o de palma o la sal que además hacen que los productos sean superpalatables y adictivos. Hacer algo de coste superbarato por un precio muy asequible para el consumidor.

El realfooding, nos permite dar publicidad a las materias primas, a los “alimentos reales”, para promover la alimentación saludable, ya que los estudios sustentan que éste es el tipo de dieta que ayuda a prevenir enfermedades, mejorar parámetros analíticos y tener un peso más saludable.

Alimento real vs ultraprocesado

¿Qué es un alimento real? Frutas, verduras, hortalizas, cereales, legumbres, frutos secos, semillas, huevos, carnes..

¿Qué son los ultraprocesados? Bollería, refrescos, cereales de desayuno azucarados, chocolatinas, zumos envasados, helados, galletas, pan de molde blanco, embutidos, salchichas, imitaciones de cacao en polvo, salsas… La verdad es que lo dejo aquí porque estoy haciendo un esfuerzo por no decir marcas.

En definitiva, ¿Cómo podemos diferenciar un alimento real de un ultraprocesado? ¿Mirando el envase, el listado de ingredientes…? ¿Todo lo que compramos que lleve más de un ingrediente lo podemos considerar ultraprocesado?

La respuesta es no.

¿Existen procesados saludables?

Sí, existen. Y la única forma de diferenciarlos no es mirando si el envoltorio parece más ecológico, está envasado con cartón, pone que sus ingredientes son naturales, si “es casero” o no lleva azúcar o aceite de palma añadido.

Ponga lo que ponga en el envase… ¡Mira sus ingredientes!

Y aunque suene repetitiva, porque ya lo he dicho varias veces, para leer una etiqueta no hace falta tener un máster. Si vamos en búsqueda de un procesado saludable los ingredientes tienen que ser cosas que entendamos con facilidad.

¿Cómo detectarlos? Aquí tienes algunos ejemplos.

Seguir leyendo

NutriConsejos

Dime qué hábitos tienes y te diré quién eres.

8 noviembre, 2017

Hoy escribo con el objetivo de crear una nueva cajita en vuestra conciencia que titularemos  “estilo/hábitos de vida”. A todos aquellos que tenéis asignatura pendiente con mejorar hábitos, ojalá esto os de un empujoncito.

Ya estoy aquí…

¿CON QUÉ HÁBITOS DE VIDA TE DEFINES?

Nuestro estilo de vida es la manera en la que vivimos en función de nuestra visión de la vida y del mundo y que expresamos a través de un conjunto de comportamientos y actitudes que desarrollamos de forma habitual: manera de vestirnos, alimentarnos, cuidar nuestra higiene y sueño, relacionarnos con las personas, cómo invertimos nuestro tiempo de ocio y cuáles son nuestras aficiones, nuestro grado de compromiso con el medio ambiente, si realizamos o no ejercicio físico, si consumimos sustancias tóxicas, etc.

Estos hábitos vienen derivados de nuestros propios valores, que podemos haber desarrollado en nuestros orígenes de una forma más o menos consciente (ambiente en el que hemos crecido, familia, colegio…) pero también los podemos crear y renovar gracias a los conocimientos y experiencias que adquirimos a lo largo de la vida.

Seguir leyendo

NutriConsejos

¿Porqué visitar a un dietista-nutricionista?

27 junio, 2017

Aquí estoy, por fin de vuelta tras mucho tiempo sin escribiros y me gustaría retomarlo para hablaros de figura del dietista-nutricionista. Muchísimas personas tienen infinidad de dudas sobre nutrición o quieren alimentarse mejor. Sin embargo, existen diferentes reacciones ante la idea de ir a un dietista para solucionar sus inquietudes sobre nutrición:

  1. Los que prefieren no hacer nada al respecto.
  2. Los que creen que no vale la pena pagar por ello, buscan visitas gratuitas (o casi gratuitas) o nos envían mensajes con sus objetivos pensando que les vamos a solucionar la vida a través de un mensaje, menospreciando nuestro tiempo y conocimientos.
  3. Los que “les gustaría un día ir a un dietista” pero tienen algunas ideas preconcebidas que les impide dar el paso definitivo.
  4. Los que consideran que su alimentación es importante y actúan y vienen a vernos con la decisión de mejorar su alimentación.

A los del primer y segundo punto, no les dedicaré demasiadas palabras. Simplemente cada uno hace con su vida y su salud lo que quiere. Los que, al contrario, sois de pasar a la acción y decidís mejorar vuestros hábitos con ayuda de un profesional de la nutrición, os quiero dar las gracias por confiar en nosotros y espero que vuestra experiencia haya sido/sea muy buena y hayáis mejorado vuestros hábitos.

Seguir leyendo

NutriConsejos

El reto del buen yogur

14 marzo, 2017

¿Te gustan los yogures? ¿Los consumes habitualmente? Cuando en un plan de alimentación de un paciente incluyo el yogur siempre va acompañado de una serie de condiciones y se convierte en todo un reto para ellos en el momento de la compra, y es que no vale cualquier yogur. El secreto no está en los Bífidus Actiregularis, ni en los L.Casei Immunitas ni ninguno ayuda a hacer la digestión más que otro.

No busquemos milagros en los yogures, encontrar uno saludable ya es bastante faena.

marcas de yogures

Oferta de yogures en el supermercado.

¿Cuál es el principal problema de los yogures?

El azúcar. No importan las bacterias que tenga si va cargadísimo de azúcar.

Seguir leyendo

NutriConsejos

¿Cómo aprovechar los nutrientes de los vegetales?

24 enero, 2017

¡Ya estoy aquí de nuevo! He estado algunas semanas sin actualizar el blog porque he tenido muchísimo trabajo (¡Y toco madera para que siga siendo así!). Además quería pediros disculpas porque durante estos últimos días ha habido errores en la web ya que no permitía acceder ni a los artículos ni a las páginas (ya está solucionado).

Este artículo será más práctico que teórico, os voy a hablar todavía más sobre los alimentos que deben ser la base de nuestra alimentación: las hortalizas y las frutas. ¿Porqué son tan importantes? ¿Cómo podemos optimizar el aporte vitamínico y la absorción de nutrientes de estos alimentos? ¿Qué cocciones conservan mejor las vitaminas? ¿Es bueno consumir el caldo cuando hervimos vegetales? ¿Deberíamos comer la fruta con piel?